Buscar
  • Sabiduría Chamánica

Encontrar el infinito momento en el ahora


Cuando hayas aprendido a separar tus sentimientos de lo que supones que los ha causado, cuando hayas aprendido a no oponer resistencia a tus sentimientos y a entregarte a lo que es estar preparado para estar más presente. Ahora vamos a centrarnos en el mejor método para encontrar el momento infinito del ahora, incluso mientras te mueves en lo que parece ser un tiempo lineal.

Como ahora sabes, al chaman interior, ignorado en buena medida durante siglos, puedes descubrirlo en el más obvio de los lugares, justo dentro de tu corazón aunque el chamán interior es libre de desplazarse por el universo, no es libre de tomar las riendas de tu vida física, porque honra tu libertad de elegir. La elección de tenerlo atrapado en su cueva del corazón, principalmente ignorado, y de permitir que el ego dirija tu vida acarrea siempre sufrimiento; no es la vía que conduce a la alegría y la satisfacción. Esto no significa que la elección sea mala pues los chamanes no hacen un juicio moral de las elecciones y las catalogan de buenas o malas sino simplemente de desafortunadas si tienen consecuencias desagradables sin embargo, liberar el chamán interior es algo que inevitablemente abras de hacer tarde o temprano, ya que esa es la dirección en la que fluye el rio del tao. Todos los grandes maestros espirituales han dicho repentinamente que el propósito supremo de la vida es liberar la esencia que está atrapada y derrocar a la falsa personalidad de suposición de dominio sobre cada detalle de tu vida física un curso de milagros sintetiza maravillosamente esta enseñanza cuando indica no soy el cuerpo soy libre soy como dios me creo otra forma de decirlo sería no soy el parasito soy el chamán interior y soy libre soy todo lo expansivo que el espíritu originalmente me hizo. En realidad nada a cambiado; todo sigue siendo conforme al plan original. Como he dicho liberar al chaman interior es dejar de identificarnos con el yo físico, concreto ilimitado e identificarnos con el contexto del yo esto significa los siguiente cuando estoy identificado con el yo concreto, soy una personita insignificante sola contra el mundo y a merced de otros individuos, objetos, sucesos externos que me ocurren todos a mí. Cuando soy el contexto de todo ello, soy el extenso continente, el escenario que sostiene y abarca a los actores, la utilería, todo lo que sucede en ese escenario, si soy el contexto no ocurre nada que no sea yo los demás actores están dentro de mí; no pueden hacerme nada porque todos somos uno. Las calamidades a las que aparentemente me enfrento ocurren dentro de mí, no me ocurren a mi como contexto, tengo infinitamente más poder, soy infinitamente más compasivo y muchísimo más comprensivo, el chamán interior es la totalidad el contexto, es expansivo, indestructible y extraordinariamente sabio. Pero para aprovechar al máximo estas cualidades hay que liberarlo de su pequeña cueva tenebrosa y sacarlo a la luz integradora, la esencia se queda cautiva en la ilusión del tiempo con frecuencia nos lanzamos afanosamente a alucinar sobre el futuro o a recordar lo que consideramos que es el pasado, pero ni lo uno ni lo otro entrañan ningún poder. El poder está en el momento exacto del presente, un momento tan fugaz que no es tiempo. La falsa personalidad escapa por lo general al pasado ya al futuro, e incluso cuando advierte al presente.

16 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo